blanquear los dientes facil y rapido

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

como blanquear los dientes hombres

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

blanquear dientes gijon

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

secreto para blanquear los dientes gratis

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

blanquear dientes gimp 2

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

como blanquear los dientes hombres

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

blanquear dientes gimp 2.6

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

blanquear dientes fotos

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

blanquear los dientes funciona

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.

programa para blanquear los dientes gratis

Algunas cosas que debes saber antes de blanquear los dientes

Hay una tendencia natural por mantener un aspecto estético de los dientes al conservar en la medida de lo posible un color claro en ello. La blancorexia dental o addicción al blanqueamiento en los dientes, pretende conseguir un blanco perfecto que no es natural, sin embargo si es deseable y en gran medida posible lograr un color algunos tonos mas claros.blanquear los dientes

 

Las manchas en los dientes se producen por sustancias que los afectan durante el crecimiento como el uso de algunos medicamentos como las tetraciclinas, el exceso de fluor o deficiencias en alguna de las capas del diente que conllevan una diferencia de grosor y por ende de color.

 

Algunas otras manchas, quizás las mas comunes son producidas por causas externas al consumir sustancias que por sus características químicas y su concentración se depositan sobre la superficie. Entre dichas sustancias se encuentran el tabaco, el café, el vino tinto, los refrescos de cola, los jugos de uva y como una regla informal todas aquellas sustancias que son capaces de manchar las prendas de algodón.

Ciertamente la solución a sus problemas

Por supuesto hay tratamientos odontológicos especializados consistentes en la aplicación de luz fría y peróxido de hidrógeno, así como de mascarillas o férulas con peróxido de carbamida para continuar el tratamiento vigilado pero en el hogar.

 

No obstante los tratamientos odontológicos son usualmente caros e implican estar sujetos a ciertos horarios, además que requieren el uso de químicos que con el paso del tiempo también conllevan el riesgo de dañar algunas partes de las piezas dentales.

 

Como alternativa existen diversos tratamientos “caseros” que utilizan elementos naturales, accesibles y generalmente baratos que si se utilizan con regularidad pueden producir cambios significativos en la coloración dental.

 

La primera de las estrategias definitivamente es la prevención, esto es además de enjuagarse la boca y cepillarse los dientes después de consumir alimientos, dejar de consumir o reducir la concentración de las sustancias que hemos mencionado arriba y que contribuyen a manchar los dientes.

 

Entre algunos de los tratamientos caseros mas relevante podríamos citar al uso de la capa interior de la cáscara de plátano, la cual contiene ácidos como el salicílico y el cítrico y no daña el esmalte.

 

El uso de aceite orgánico vegetal aunque no muy atractivo, está fundamentado en el hecho de que algunas de las sustancias que se adhieren al esmalte del diente tienen componentes grasos que son dificiles de remover con el agua, por lo tanto ingerir una cucharada de dicho aceite y hacer buches por unos minutos puede ayudar a disolver estos elementos de “grasa rebelde”.

Una cucharada de bicarbonato de sodio es otro de los remedios comunes y efectivos para hacer una limpieza y sobretodo blanqueamiento de los dientes, el principio es similar al del aceite pero en este caso con sustancias cargadas electricamente que se desprenden antes la presencia del sodio, de manera similar a como ocurre con el jabón. Ocasionalment puede combinarse con el jugo de un limón para brindar una mayor fuerza de limpieza.

 

Algunos otros tratmientos como el polvo de una tortilla carbonizada o el uso de peróxido de hidrógeno aunque cumplen con su propósito blanqueador y son recursos de bajo costo, no se recomiendan por los efectos dañinos que pueden generar tanto en el esmalte y en las encías como en el organismo en general al ingerirse.